Los hombres que amaban a los tacones

Hombres usando tacones (2)Hombres usando tacones (3) Hombres usando tacones (4) Hombres usando tacones (1)

 

La delgada línea en la cual la libertad de expresión a través de símbolos visuales,  se convierte en fashion-victimismo. Es un sarao, una alharaca, ver a un hombre caminar por la calle en más de 5 centímetros. Considero que la eterna cuestión predominante a la hora de realizar este rito social y las repercusiones que conlleva es: ¿Tenemos los hombres derecho a lucir más altos cuando se nos dé la gana?

Quien no posea una serie de complementos y prendas que pueda utilizar como parte de la construcción de un estilismo propio, a la hora de llevar tacones, que no se atreva, de otra manera se verá patético. Si bien los tacones no son la única prenda nacida para el género masculino que luego pasó  a ser parte del monopolio feminista,  es probablemente la que más morbo genera. Seguramente S. Freud habría encontrado incontables pulsaciones para describir la atracción imperante que tanto les caracteriza.

Luis XIV de Francia  es considerado el rey más “gay” que tuvo la monarquía gálica.  A pesar de esto tuvo tres esposas diferentes y una descendencia equivalente a diecisiete hijos.  El uso que hacía de tacones, adornados con lazos, satén y pieles, no le impidió (parece) demostrar su virilidad delante de la corte.

¿Hay tacones masculinos y especialmente creados para nosotros? En realidad si que existen y he tenido la oportunidad de ver un par de marcas en el mercado, especializadas en ello.  Sin embargo la sensación de expectativa que generaría utilizarlos, se convierte en una mezcla de culpabilidad por comprometer la sexualidad junto con una pizca de vergüenza.  Es decir, no es necesario transponer literalmente las características del calzado femenino al masculino, es allí donde debe encontrarse el punto de innovación respecto al diseño.

Hay miles de hombres en el planeta que caminan con  plataformas de cinco a quince centímetros, sin embargo, son invisibles y el diseño es sobrio.  En realidad cómo hombre,  si deseara lucir un par de tacones en color rojo, llevaría directamente unos Christian Louboutin y no me molestaría en buscar otras alternativas que pretenden enmascarar diferentes facetas sexuales.

Son un objeto de culto que el género masculino desea recuperar.

 

What do you think?

Puede usar HTML:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>